17 noviembre 2016 — 31 diciembre 2016

http://istoenormal.org/images/579.jpg

BDG70: A REVOLTA DO CÓMIC GALEGO

La muestra BDG70: a revolta do cómic galego nace como resultado de la investigación realizada en 2015 por Xulio Carballo para su tesis doctoral sobre el cómic gallego. Esta exposición quere poner de relieve la gran cantidad de artistas que, todavía en período dictatorial, canalizaron su pensamiento antiautoritario y artístico a través de un medio aun marginal, el cómic, y de una lengua pretendidamente marginalizada, el gallego. La riqueza y variedad temática, de las técnicas artísticas y de los diferentes formatos empleados no dejarán indiferente al visitante, que con seguridad va a poder sumergirse en la historia política y social de los años setenta por medio del noveno arte.

La exposición tiene unha clara vocación tanto estética como didáctica y divulgativa, al combinar el despertar creativo a respecto del cómic de diversos colectivos y autores y que marcarían un punto de inflexión en la concepción artística del momento, con una profunda carga social, reivindicativa y cultural que nos acercará una clarificadora visión del tardofranquismo y de la transición, así como de la necesidad de justicia social que estes nuevos creadores demandaban.
La muestra tiene como objetivo recoger y presentar al público las obras y documentos más importantes y característicos del nacimiento contemporáneo del cómic gallego, que tendría precisamente una de sus primeras manifestacines en NORMAL hace 43 años, a través de la cual se conjugó la denuncia social por medio de un lenguaje nuevo, de un carácter transgresor y donde tendrían mucha importancia las representaciones de una Galicia distópica enmarcada dentro de la ficción científica, así como su acercamiento a los medios de comunicación como periódicos o revistas.

27 AUTORES, 8 MÓDULOS

Alberte Permuy / Antón Patiño / Fran Jaraba / Gonzalo Navaza / Isaac Díaz Pardo / J. María Méndez / Luís Esperante / Miguel Docampo / Miguelanxo Prado / Oitabén / Paco Martín / Pepe Barro / Pepe Carreiro / Raimundo Patiño / Ricardo Lázaro / Rosendo Díaz “Roxo” / Saavedra Pita / Ulises L. Sarry / Xan Balboa / Xan López Domínguez / Xan Navarro / Xaquín Marín / Xesús “Chichi” Campos / Xiráldez / Xosé Díaz / Xosé Lois “Carrabouxo”/ Vicente Veiga

1. ORÍGENES
En 1971 Xaquín Marín publicó lo que conocemos como la primera historieta gallega. Sería la plancha O emigrante, publicada en la revista Chan, dirigida desde Madrid por el periodista Raimundo García Domínguez “Borobo”. Con ella se iniciaría lo que se dio en llamar el “ciclo da fame”: una serie de cuetro historietas autoconclusivas donde la búsqueda de comida y la subsistencia son el ejo central de las mismas. Con todo, ya desde hacía un año antes Isaac Díaz Pardo nos mostraría que el cómic tenía en nuestra tierra un verdadero precedente de base popular y asentado en la tradición oral: los romances de ciego.

2. VANGUARDIA
En un momento en el que todavía se estaban dando los primeros pasos en este arte, sobresaldría el carácter experimental con que se trataron muchas de las obras. Con autores como Reimundo y Antón Patiño, que llevaron sus obras a un radicalismo magmático y caótico, hasta la reformulación de la tradición de los carteles de ciego que elaboró Isaac Díaz Pardo, los años setenta supusieron en Galicia un radical y transgresor uso de las convenciones del cómic, construyendo todo un discurso ajeno en gran parte a los cánones existentes, siendo en muchos casos pioneros más allá de nuestras fronteras.

3. CIENCIA FICCIÓN
El nacimiento del cómic gallego estaría íntimamente ligado a la temática de la ficción científica y, sobretodo, a la figura de Reimundo Patíño, verdadera guía de este nuevo arte en nuestro país. A través de la obra mural O home que falaba vegliota o del álbum 2 viaxes, ya junto a Xaquín Marín, se transportaría a toda una generación a través de tiempos y mundos distópicos que no dejaban de ser una representación y denuncia de la opresiva realidad gallega del momento. Seguirían esta estela obras como Ratas del propio Marín, o la magnífica e injustamente olvidada Comandante Iago de Ulises Sarry, publicada a lo loargo de 1975 en el suplemento Axóuxere.

4. ESPACIOS EXPOSITIVOS
El Grupo de cómic do Castro, formado por los hermanos Xosé y Rosendo Díaz y por Chichi Campos e Luís Esperante se lanzaría a realizar entre el verano de 1972 y comienzos de 1973 una serie de exposiciones con sus primerísimos trabajos. Y lo harían, en palabras del propio Xosé Díaz, “inducidos por el fuerte impacto que nos habúa producido unos meses antes la contemplación de O home que fala vegliota en la Galería Redor en Madrid”. Lejos de quedarse en un hecho anecdótico, en diciembre de 1973 se les suman el propio Reimundo Patiño, Xaquín Marín, Pepe Barro y Ricardo Lázaro, conformando una auténtica muestra itinerante de cómic gallego que a lo largo de año y medio recorrería el país llevando los aplausos de diversos sectores culturales y sufriendo los ataques de la ultraderecha española, siendo incluso estrropeadas varias de las obras.

5. ESCUELA
Al contar con numerosas tiras protagonizadas por niños, como Lixandre, Sabeliña, o Gaspariño, no resulta estraño que muchas de sus andainas y ocurrencias tengan lugar en sus centros de enseñanza. A través de ellos se realizarían fuertes alegatos a favor de la enseñanza en gallego y en defensa del colectivo de maestros. Pero la auténtica revolución llegaría en 1975 con la creación d la revista Vagalume, un proyecto pionero por donde pasarían buena parte de los autores de la época y que contaría con la supervisión lingüística del Instituto da Lingua Galega y la colaboración, en ocasiones desinteresada, de numerosos agentes educadores, culturales y artísticos de toda Galicia, que dotarían de una alta calidad y rigor todos los trabajos recogidos en su interior. Fruto de esto, hay que resaltar los más de 5.000 suscriptores que Vagalume llegó a tener.

6. PRENSA
El inminente fin de la dictadura que se oteaba ya en el año 1974 llevaría al nacimiento en la prensa de nuevos espacios dedicados a la cultura gallega. En este nuevo despertar tendría una vital importancia el cómic gallego, que demostró ser un eficaz medio para transmitir los deseos aperturistas de buena parte de los gallegos y denunciar, muchas veces de manera oculta para esquivar la censura, las graves injusticias que aun se cometían en nuestro País. Tras el inicio propiciado con la sección As furnas do rei Cintolo en El Ideal Gallego, con series como Historias dunha vella descoñecida, de Esperante, o el ya famoso Gaspariño de Marín, le seguirían, ya en periodo democrático, la práctica totalidad de los medios impresos en Galicia, demostrando la buena acogida que el medio estaba teniendo, con series como Sabeliña, de Xosé Lois “Carrabouxo”, O Galo Camilo, de Pepe Carreiro, o Fuco, de V. Veiga.

7. REVISTAS
Las revistas son, en cierta manera, las que le conferirán a esta década un sentido circular en el ámbito del cómic: de ellas partiría la primera historieta con el “emigrante” de Marín en la generalista Chan, para acabar ya a las puertas de los años ochenta, con la experiencia de Xofre, fanzine íntegramente dedicado al cómic y que marcaría el inicio de una nueva etapa. En el medio del camino serían varias las experiencias comiqueras en este soporte, desde la primera revista de BDG, A Cova das Choias (1983), hasta la infantil Vagalume o en la generalista Teima, el noveno arte gozaría de una vigorosa presencia ya desde sus inicios.

8. COLECTIVOS
Lejos de tener un tímido nacimiento, la década de los setenta supuso para la BDG el despertar de más de una treintena de autores y autoras, lo que conformaría una verdadera policromía historietística en nuestro país. Si bien algunos autores, como Suso de Toro o Gonzalo Navaza, sólo se acercaron esporádicamente al noveno arte antes de continuar con su carrera literaria, otros como Miguelanxo Prado, Xaquín Marín o Pepe Carreiro continúan a día de hoy haciendo de la expresión gráfica su forma de vida, conformándose, así mismo, como un referente para las varias generaciones que ahora mesmo confluyen en la creación de cómic.

Dirección y diseño de proyecto: Manel Cráneo
Comisariado: Xulio Carballo Dopico
Dirección técnica: Xabier Pena
Técnica de volumen: Laura Blanco
Revisión de textos: Henrique Torreiro
Producción: Demo Cultural
Técnicos en actividades culturales: Jorge Cordal Fustes, Noemí Castro Blanco y David Calderón González
Becaria: María del Mar Castro Cedeira

AGRADECIMIENTOS
Real Academia Galega
Museo Carlos Maside
Museo do Humor
Biblioteca Municipal de Estudos Locais
Biblioteca e Arquivo de Galicia